Rouge

Rouge

- Actualidad -

Fotos | Máxima reapareció con su familia luego de su accidente

9 de julio de 2016

Ayer, en el tradicional “posado de verano”, se la vio impecable con el rey Guillermo y sus tres hijas.

Por Agustín Gallardo. 

El jardín trasero de su casa, la finca De Horsten, ese rincón del mundo que ya le es propio. Al lado, una mansión. Y más allá, 12 kilómetros de bosques en la localidad de Wassenaar. Allí cuando todos pensaban que no se iba a hacer presente luego de la contusión cerebral que sufrió, Máxima Zorreguieta apareció como de costumbre para dar comienzo a las vacaciones estivales. Haciendo gala de su histrionismo, y de la simpatía que –parece– ni los accidentes pueden borrar de su aura, participó del “posado de verano” tradicional que suele hacer la familia real holandesa.
Ayer, la argentina que llegó a reina, estuvo junto a sus tres hijas Amalia, Alexia y Ariane, y el rey Guillermo. Al parecer, son tiempos de caídas para la familia real: a la princesa Amalia se la vio con muletas a causa de un esguince de tobillo que tuvo luego de caerse el jueves pasado. “No es más que una chica que se ha torcido el tobillo”, sostuvo el rey al respecto, contando además lo contentos que se encontraban él y su mujer por cómo les está yendo a sus hijas en el colegio.

En cuanto a la caída que Máxima sufrió, ella misma dijo que se encuentra mejor, aunque confesó que aún siente mareos y dolores de cabeza, por lo que el descanso es totalmente necesario. “Todos saben la enorme energía que tiene mi esposa, pero en esta ocasión me encargaré personalmente de que guarde reposo”, dijo a su turno el Guillermo.

Incertidumbre. El viernes 1º de julio la reina de Holanda sufrió una ligera contusión cerebral tras una caída. Así lo informó –recién el miércoles pasado– la Casa Real en La Haya, despertando todo tipo de especulaciones en la prensa de su país y en la europea.
Como ocurre en el resto de las reinas y princesas de la región, todo lo que ella haga o diga, repercute y es analizado hasta el más mínimo detalle. La línea más escéptica de la prensa, salió a decir que no cuadraba que la reina apareciera de lo más normal el lunes pasado (tres días después del accidente) en un acto junto al presidente de Croacia.

“La reina Máxima tiene una contusión cerebral leve debido a una caída que ocurrió el pasado viernes. La reina tendrá que tomarlo con calma por un par de días. El viernes por la mañana van a considerar si puede estar presente en la sesión de fotos. Le deseamos una pronta recuperación”, informaba la Casa Real desde su cuenta de Instagram.
Sin dudas fue un comunicado escueto y la prensa holandesa hizo hincapié con que no se estaba explicando cómo se habían desarrollado los hechos que la llevaron a sufrir esta lesión. Ayer, en la finca De Horsten, no se quiso ofrecer ninguna información adicional al respecto. Sólo se limitaron a repetir que la reina sufrió una caída en Wassenaar. Las especulaciones también rondaban de si el accidente se había producido en el domicilio de los soberanos o en la vía pública.

No es la primera vez que la reina acapara titulares de todos los diarios de Europa y los sitios web del mundo por noticias relacionadas con su salud. En octubre del año pasado, Máxima fue diagnosticada con una nefritis mientras se encontraba en Pekín, en el marco de una visita de Estado a China. Aquella vez Máxima tuvo que suspender algunas actividades por tener fiebre muy elevada aunque pudo asistir a la cena de gala que tuvo lugar en el Palacio Presidencial.

*NOTA publicada en la Edición Impresa del Diaro Perfil.

Un pensamiento en “Fotos | Máxima reapareció con su familia luego de su accidente”

  1. mmmm….hay 2 posibilidades…o le da al alcohol y se cayò o el tipo la golpea…..es raro lo que dicen…

Los comentarios están cerrados.