Rouge

Rouge

- Actualidad -

Meghan Markle y su carácter complicado agravan la crisis de Kensington

Foto: AFP
11 de diciembre de 2018

Es la segunda colaboradora que renuncia.

Después de una boda muy emotiva y los ojos del mundo puestos en la pareja de Meghan y Harry, el palacio de Kensington donde viven los duques de Sussex es ahora el centro de la escena por la sucesión de rumores sobre el carácter de la joven actriz.

La renuncia de Samantha Cohen, una de sus colaboradoras y de extrema confianza de la reina Isabel II abonaría la tesis. Su padre, Thomas Markle, quien no mantiene relación con ella, dijo en una entrevista que la duquesa de Sussex tiene un carácter muy “exigente”.

Meghan Markle y el Príncipe Harry.

Cohen presta servicio para la Casa Real desde hace 17 años, sin embargo, decidió dejar su empleo según dijo en Sunday Times. En 2016 recibió una condecoración de la mano de Isabel II por su destacado servicio. Se la conoce como “La Pantera”, justamente por su forma aguerrida de trabajar.

Hace seis meses había renunciado Melissa Touabti, esgrimiento “demasiada presión y estrés y pedidos a las 4 de la mañana cuando la se despierta para hacer yoga”. La mujer había tenido un papel muy relevante en la organización de la boda.

Una relación complicada entre cuñadas

La relación de Meghan con Kate Middleton es un párrafo aparte: el Sunday Times informó que los duques de Sussex se mudarían de Kensington a la residencia de Frogmore Cottage,

El motivo no sería otro que una pésima relación entre las cuñadas.  Y esto generó un distanciamiento entre los príncipes William y Harry. El diario londinense atrbuye esta versión a un amigo cercano de la familia.

Las fuentes oficiales dijeron que la mudanza se debe a los preparativos por la llegada del bebé. La nueva residencia cuenta con diez habitaciones, una guarderían, un gimnasio y una sala de yoga.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *