Rouge

Rouge

- Cuerpo & Alma -

El mindfulness y la música: claves para conectar con los más chicos

8 de julio de 2019

Técnicas que permiten tratar flagelos como la violencia familiar, el bullying en las escuelas y la ansiedad.

Por Cynthia Zak

Esta semana, Francia aprobó una ley que prohíbe los castigos corporales en los niños. Y son cada vez más los países que incorporan diferentes técnicas que terminen con la violencia familiar, el bullying en las escuelas y la ansiedad de los diferentes miembros de la familia.

Una de las reconocidas herramientas que nos posibilita bajar la ansiedad y aumentar la consciencia es el Mindfulness: estar aquí y ahora, ni en el pasado ni en el futuro. Estar presente. Con esta idea, se utiliza la respiración como ancla y el latido del corazón.

En la infancia, son pocas son las oportunidades para aprender a respirar, accionar y no reaccionar. Para los más chicos, una receta infalible es combinar el mindfulness, el yoga y la música, para que puedan jugar, mientras aprenden a vivir en un estado de atención plena que sirve para bajar los niveles de ansiedad y subir los niveles de calma.

Aprender a manejar las emociones es un derecho de nacimiento. Poder vivir en un estado de presencia en el cual las circunstancias y las cosas que nos pasan no nos alteran de manera radical.

La base de la inteligencia emocional es tener empatía y resiliencia para superar las dificultades sin ahogarnos en un vaso de agua y es la primera lección que debemos aprender como sociedad. A tolerar la frustración y encontrar la salida. ¿Cómo se hace esto con los niños? La música es la clave: una canción cambia el mundo, abre el corazón, modifica el estado anímico y activa la sensibilidad.

Trabajar con el movimiento para poder acceder a la quietud y a un estado de atención plena. Con los niños, se debe permitir y generar ese movimiento. Por eso es tan importante que los adultos incorporen estas herramientas, para luego trabajarlas en la familia y en las escuelas.

En Argentina, más de 300 escuelas aplican estas técnicas en las clases, además de madres y padres que sienten la necesidad de aprender a conectarse con sus hijos de otra forma.

Bajar la ansiedad, combatir el bullying y fortalecer el autoestima a los niños es un trabajo de todos los días, se entrena y se genera el hábito. Primero nosotros, los adultos, que debemos ser su guía en todo momento y, aunque no nos demos cuenta, cuando nos enojamos, cuando gritamos e insultamos a otros, cuando somos egoístas, ellos nos miran.

Cynthia Zak creadora de Yomu, la herramienta educativa que combina el Mindfulness, el yoga y la música, brinda capacitaciones en el país.
@yomu.love
@cynthia__zak

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *