lunes 27 de junio de 2022
GOURMET | 25-07-2016 11:43

Buddy Valastro, el showman de las tortas

El pastelero estadounidense fascinó con su encanto a 3500 personas. También charló con Susana Giménez.

Por Patricia Daniele, especial para Rouge

Cuando la gente de Discovery Argentina publicó en las redes sociales que regalaba entrada para una presentación de Buddy Valastro, el “Cake Boss” del cable, no esperaron que s agotaran en dos horas. Así fue que, en la tarde de ayer, uno de los edificios de Cost Salguero albergó a 3500 entusiastas seguidores del pastelero más famoso de la TV. Ellos confirmaron que, en persona, es más encantador que en los programas que ven en sus casas.

Titular además de “El desafío de Buddy” y sus versiones brasileñas y latinoamericana, también “Bakery Boss” y “Kitchen Boss”, que se emiten en Discovery Home & Health.

Con Iván de Pineda como presentador y entrevistador, pasadas las 16 de un domingo frío, Buddy salió de la pastelería Carlo’s de New Jersey (o su versión montada en el escenario) para recibir la ovación del público argentino, el mismo que aplaudió cada intervención del estadounidense. Esta vez no lo acompañaron ni su familia ni sus divertidos empleados pero

igualmente brindó un espectáculo de una hora y media. Tampoco cocinó ni decoró tortas. Entonces, ¿qué hizo?

Primero, respondió las preguntas de De Pineda confesando, por ejemplo, que es “obsesivo compulsivo. Un poquito (en castellano)” y que él podría ser el “primo italiano” de los argentinos. Luego fue jurado, junto a Christophe Krywonis, de la decoración y el sabor de las tortas de tres jóvenes pasteleras, inspiradas en el contenido de Home & Health. Luego, con la orientación del cocinero Rodrigo Cascón, probó dos postres bien argentinos: panqueque de dulce de leche y flan con dulce y crema. Presenció la exhibición de tango de una pareja de bailarines y se animó a bailar con la chica. Con su camiseta de la Selección nacional, descubrió una torta gigante que era un mate, compartió la degustación con personas del público y se despidió, tan simpático como entró.

El resultado fue un programa de TV en vivo, que fue transmitido por streaming en el Facebook de la señal. Mientras en Costa Salguero la gente se descontroló cuando, terminado el show, Buddy se bajó del escenario para firmar autógrafos: Miles de personas se acercaron en manada, aplastando literalmente a los espectadores sentados en las primeras filas. Es que su carisma es un imán y todos querían llevarse un fragmento. Sólo unos pocos afortunados, los VIP, pudieron sacarse una foto con él y saludarlo. Y Buddy, encantador de personas, agradeció a cada uno como si realmente fueran sus primos lejanos. Una excelente movida promocional de Discovery en la región (lo llevaron a recorrer México, Colombia y Brasil, además de la Argentina) pues la gente salió feliz. Compartieron un rato con este admirado personaje televisivo y fueron muy bien tratados por el personal encargado de interactuar con el público.

Por la noche Valastro cumplió con el rito de visitar el programa de Susana Giménez. La conductora le dijo que es una “rock star” y que “tiene a todas las mujeres a sus pies”. El le llevó tortas y le enseñó a hacer flores con manga de repostería. Como buen hombre de negocios, que aprovechó la fama que le dio el primer reality (2008) para expandir la empresa familiar (ya tiene 13 sucursales y pronto llega a Brasil), anunció además que comienza aquí a grabar un nuevo programa que busca al mejor pastelero hogareño. Así, todos los que lo vieron y escucharon, seguramente pensaron que Buddy es un buen tipo.

Por lo menos eso es lo que transmite.

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios