Rouge

Rouge

- Beauty Tips -

Belleza: qué tratamientos son aconsejables a los 30, 40, 50 y 60

Obsesión por la belleza: ¿cuál es el límite?
9 de mayo de 2019

La edad es un factor clave a la hora de elegir este tipo de tratamientos. Los avances en técnicas de medicina estética han facilitado la creación de nuevas intervenciones que permiten arreglar pequeños defectos que van apareciendo en nuestro cuerpo en función a los años que pasan por él. Hay solución para todo y, dependiendo de la edad, existen una serie de tratamientos recomendados para sacarnos el máximo partido.

A los 30 años
A los 30 años es una buena etapa para comenzar a trabajar las líneas finas de expresión, manchas y a dar luminosidad a la piel.
El Plasma rico en plaquetas está indicado principalmente como regenerador del fotoenvejecimiento facial, para flaccidez, pérdida de calidad dérmica y manchas.

Se obtiene por centrifugación diferencial de sangre autóloga, es decir, extraída del propio paciente. Al ser utilizado mediante micro inyecciones, en las zonas que sufren más flacidez, estimula la producción de colágeno, elastina y tejido epidérmico, lo que se traduce en una piel joven, tersa y de mejor calidad.
Suele utilizarse como tratamiento preventivo y regenerador, se recomienda su utilización cuando comienzan a aparecer signos de envejecimiento cutáneo.

Existe una respuesta inmediata y otra tardía. El primer efecto aparece a los dos días aproximadamente y es el aumento de luz en la piel y mayor tersura. A los 20, 30 días aparece el aumento de tensión y la mejoría en manchas y flaccidez.
Resultados: piel más joven, tersa y vital.
No posee efectos secundarios.

Se realizan 3 sesiones con un intervalo de 30 a 45 días.
Duración de la sesión: aproximadamente 45 minutos.

A los 40 años
Venus Legacy™ brinda los siguientes resultados -inmediatos y a largo plazo- para rostro, cuello y cuerpo:
• Remodelación corporal sin cirugía
• Reducción de celulitis
• Reducción de arrugas
• Reducción de la circunferencia corporal
• Reducción de flacidez
Utiliza radiofrecuencia multipolar con campos magnéticos pulsados que produce una matriz de calor relajante y terapéutica sobre la piel. La radiofrecuencia multipolar ocasiona una reacción térmica en los tejidos que se traduce en contracción de la piel. De esta manera, se podrá apreciar una piel más tensa, reafirmada y una reducción de las arrugas en el rostro, cuello y escote.
Reduce el aspecto de las líneas finas y profundas de la piel, redefine el óvalo facial y disminuye la grasa acumulada de la papada, afinando el rostro y dando firmeza a esta zona tan delicada.
Para obtener resultados óptimos, se recomiendan 6 sesiones para el rostro y cuello y de 8 a 10 para el cuerpo. No es raro que los pacientes continúen viendo mejoras en su piel hasta tres meses después que el tratamiento se haya completado.

A los 50
En esta etapa, lo ideal sería realizar varios tratamientos, como los anteriormente mencionados y agregarles relleno y toxina botulínica para eliminar las arrugas.
En cuanto a los rellenos, el más natural es El PlasmaGel que se obtiene a partir del plasma sanguíneo del propio paciente; se utiliza para corregir signos del envejecimiento a cualquier edad, actúa rellenado surcos, arrugas, depresiones o cualquier irregularidad de la superficie. También sirve para dar contorno a ciertas áreas como los labios, mejillas y manos.
Esta nueva técnica se engloba en las llamadas “regenerativas” por sus beneficios con respecto a los rellenos actuales de ácido Hialurónico o hidroxiapatita cálcica, puesto que un 25% del plasma gel se fija en el organismo de forma definitiva estimulando la producción de colágeno.
Resultados:
Mejoría de los pliegues y surcos de manera natural.
Mínimamente invasiva con resultados inmediatos.
Se puede utilizar en diferentes zonas de la cara y cuerpo sin límites de cantidad.
Aumento de colágeno en la piel.
Aumento de elasticidad de piel.
Aumento de tensión en la piel.
Aumento de hidratación en la piel.
Se recomienda 3 sesiones con espacio de 1 a 2 meses entre ellas. Su efecto dura de 8 – 10 meses tras la última aplicación, con un 25 % de fijación al organismo de forma definitiva.
Debería complementarse con la aplicación de Botox es un proceso mínimamente invasivo, rápido e indoloro que no requiere test de alergia, lleva pocos minutos y los pacientes pueden continuar con su ritmo de vida habitual sin inconveniente. Se aplica mediante micro-inyecciones directamente en el músculo responsable de la formación de la arruga y, al relajarlo temporalmente, previene la formación de nuevas líneas de expresión, ya que su efecto impide la profundización de las arrugas existentes y la formación de nuevas actuando de manera preventiva.
Los efectos iniciales son visibles entre 48 a 72 horas después del tratamiento y los máximos resultados a los 15 días.

A los 60
Recomendamos los tratamientos denominados Lifting sin cirugía como Hifu y Ulteraphy: son no quirúrgicos y sin post operatorio, que utilizan tecnología de ultrasonido micro-focalizado para tratar la piel flácida, sin ningún tiempo de recuperación. Mediante la estimulación de la regeneración del colágeno, permite reafirmar y tensar las zonas con mayor flacidez como las cejas, párpados, submentón, cuello y escote.
¿Qué resultados se obtienen?
Logra resultados en el tensado y estiramiento de la piel, mediante el uso de tecnología de ultrasonido micro-focalizado, que estimula el proceso natural de regeneración de colágeno para levantar y tensar la piel flácida, restableciendo el aspecto juvenil de la piel.
La duración depende de la zona a ser tratada. Para un tratamiento de rostro completo, la sesión dura aproximadamente 1 hora.
Al cabo de dos a tres semanas, comienza a mejorar la tonicidad y elasticidad de la piel. Los resultados se volverán cada vez más visibles a lo largo de 2 a 3 meses y algunos pacientes han notado mejoría después de 12 meses de realizada la sesión, incluyendo el tensado de la piel del cuello, la papada y las cejas. Los pacientes tratados continúan generando colágeno nuevo después de un año del procedimiento, pero la piel continúa envejeciendo. Futuros tratamientos de retoque pueden ayudar a detener el ritmo del proceso de envejecimiento, el cual varía según la persona.

Asesoró: Dr. Gastón Clemente Martínez- Director médico de Iobella