Rouge

Rouge

- Mi pelo -

Cómo afecta la polución a nuestro cabello

6 de junio de 2017

Cuando vivimos en una gran ciudad, todo el día estamos expuestos a agentes contaminantes. Esto pasa ya que la atmósfera contaminada contiene una gran variedad de moléculas oxidantes que se depositan sobre la superficie de la piel y el pelo y los dañan, dejándolos opacos y sin vida.

Entre las distintas fuentes de contaminación, encontramos las llamadas primarias, que son generadas por los óxidos de carbono, nitrógeno, azufre e hidrocarburos, y las secundarias, que no se liberan directamente en la atmósfera, sino que son fruto de las reacciones químicas de gases entre sí (por ejemplo, ozono y dióxido de nitrógeno). Todos esos gases tóxicos y las partículas en suspensión que permanecen en el aire se adhieren al pelo, dejándolo sin vida, difícil de peinar y con feo olor.

Además, lapolución se mezcla con el sebo del cuero cabelludo, lo que hace que se vea opaco y sucio. Eso genera una necesidad de limpiarlo constantemente, lo que a su vez lo irrita por retirar el sebo protector… pero sólo la higiene diaria garantiza la eliminación de suciedad, grasa excesiva y células muertas. Es un círculo vicioso del que pareciera no haber salida.

Y por si eso fuera poco, el uso de productos de stylingy limpieza en exceso generan que la contaminación se pegue al cuero cabelludo, además dedeshidratarlo por desequilibrar el pH natural, haciendo que se formen más bacterias en vez de reducirlas con el lavado, ya que el ambiente está propicio para ello.

Las personas con cabello mixto y graso son las que más sufren por la contaminación y el smog. El pelo mixto se caracteriza por tener las puntas secas pero las raíces grasas, lo que genera varios problemas porque el shampoo que trata las raíces grasas reseca las puntas. El cabello graso tampoco puede ser lavado con productos que remuevan el exceso de sebo y sensibilicen el cuero cabelludo, que empieza a descamarse, picar o a tirar.

¿Cómo se puede combatir entonces los efectos de la contaminación en el cabello? Según los expertos de L’Oréal, hay varios puntos para tener en cuenta:

Trata de cepillar el pelo con regularidad para repartir mejor la grasa. Además, esto activa la circulación del cuero cabelludo y permite eliminar polvo, las células muertas y residuos de productos finalizadores.
Es mejor usar cepillos o peines con cerdas de origen natural. No te olvides que de vez en cuando, hay que limpiarlos profundamente para que no se acumulen bacterias dañinas y después pasarlos al cabello.

También se recomienda tener en cuenta la temperatura del agua. El agua muy caliente reseca el pelo y estimula las glándulas sebáceas del cuero cabelludo, lo que hace que produzcan más grasa. Lo ideal es usar agua tibia durante el baño y terminar con un poco de agua fría.

Es posible que las glándulas sebáceas del cuero cabelludo produzcan más grasa debido al stress, así que tomarse un tiempo para hacerse una mascarilla o pre shampoo desintoxicante es una excelente forma de relajarse, al mismo tiempo que cuidamos nuestro pelo.
El pre shampoo también puede ayudar a limpiar el cuero cabelludo y eliminar todos los residuos que el shampoo solo no puede lograr.Las arcillas son ideales para retirar el exceso de sebo y las impurezas, purificando, revitalizando e hidratando el pelo al mismo tiempo que tienen sumo cuidado con el cuero cabelludo.

Una de las marcas líderes en la industria del pelo, L´Oreal, acaba de lanzar una nueva línea Arcilla Purificante con tres tipos de arcillas diferentes, que buscan que el cabello se desintoxique de los efectos de la polución y parezca recién lavado hasta por 48 horas.