Rouge

Rouge

- Bodas -

Diez consejos a tener en cuenta si te estás por casar

8 de marzo de 2017

Patricio Liceda y Silvina Gigante, directores de PLANNERS -una agencia de event and wedding planners- y quienes trabajan quienes hace más de 10 años en el rubro, brindan una orientación a todos aquellos que estén por dar el “sí”.

A continuación, 10 consejos que dan los especialistas:

1)Anticipación

Lo ideal es comenzar a planificar la celebración con un año de anticipación y no menos de 6 meses, en lo posible.
El primer paso es reservar el salón y, en el caso de que haya ceremonia religiosa, la Iglesia o el Templo, para que coincida la fecha.
A partir de que la fecha está confirmada, empezar a reunirse con los demás proveedores.

2) Invitación

Enviar un “SAVE THE DATE” (por lo general, el formato es digital) con 6 meses de anticipación. Si hay invitados que residen en el exterior, enviarlo con un poco más de antelación para que puedan organizarse mejor.

Las invitaciones impresas en papel recomendamos enviarlas entre uno y dos meses antes de la fecha de la celebración. De nada sirve enviarlas con mayor antelación porque los invitados no tendrán tan presente la fecha.

Lo ideal es que el sobre de las invitaciones contemple:
Tarjeta de invitación a la ceremonia (debe incluir: horario, dirección, nombre de quienes invitan)
Tarjeta de invitación a la fiesta (debe incluir: horario, dirección, dress-code, plano al dorso con ubicación)
Tarjeta de regalos (con la información correspondiente)

3) “Plan A” y “Plan B”

En el caso de que alguna parte del evento sea al aire libre, siempre se debe contar con un Plan B, que es tan importante como el Plan A. Ambos se planifican y presupuestan cuando se confirma la fecha en el salón.

El plan B debe contemplar la misma cantidad de invitados, tener acceso al grupo electrógeno, contar con espacio suficiente para la técnica (sonido e iluminación), tener accesibilidad desde el estacionamiento (en lo posible, con una marquesina y piso sólido para que no se entierren los tacos en el pasto).

4) Armar el Timing

El timing, u hoja de ruta, es una parte fundamental para que el evento salga tal cual lo planeado. Es el esqueleto donde se sostiene la fiesta y contempla tanto lo que ven los invitados como lo que pasa en el back.
Un timing mal calculado genera desorganización y contratiempos poniendo en riesgo la fluidez del evento, o baches que afectan directamente el humor de los novios y los invitados.

5) Armar un buen equipo de trabajo

Además de armar correctamente el timing, es fundamental contar con un equipo de trabajo que lo lleve adelante con total profesionalismo.

En la actualidad, las bodas se volvieron eventos más “complejos” por la gran cantidad de proveedores involucrados y por el nivel de producción que implican. Por ese motivo, es CLAVE, contar con un wedding planner, coordinadores y un equipo de profesionales con experiencia.

6) Minimizar posibles desperfectos técnicos

Cuando hay tecnología involucrada en un evento, pueden existir desperfectos. Nuestro trabajo como organizadores es reducir ese porcentaje al mínimo. Para ello se coordinan, previo a la fiesta, reuniones técnicas en el salón con todos los proveedores involucrados donde se revisan todos los aspectos: logística de armado, horarios de ingresos, necesidades técnicas, etc.
Recomendamos siempre hacer pruebas de sonido (Dj, Shows, etc) y video en pantallas antes que lleguen los invitados y que al momento de contratar el salón, consultar que haya un grupo electrógeno que pueda abastecer al evento en caso de corte energético.

7) Menores en la boda

Si el evento cuenta con un número considerable de menores invitados a la fiesta, recomendamos contemplar un menú especial y un espacio acorde para ellos. Lo ideal es contratar personas dedicadas al cuidado de los niños, animadores y diferentes tipos de juegos según las edades, para que los padres puedan disfrutar tranquilos del evento sabiendo que sus hijos están debidamente cuidados.

8) 3 ideas en las que vale la pena invertir:

1.- Photobooth (cabina de fotos): estas cabinas se contratan para un momento determinado del evento (por ejemplo, la recepción) o se puede contratar para que esté disponible durante toda la fiesta. Tiene doble beneficio porque los invitados se llevan un recuerdo del evento y a su vez funciona como entretenimiento.

2.- Make up Station: Allí las invitadas pueden retocarse el maquillaje y el peinado, y también de paso, divertirse un rato.

3.- VJ (Videojockey): Ya no basta con pasar buena música. Las pantallas se volvieron protagonistas en los eventos y aportan imágenes y videos que acompañan la ambientación y las tandas de baile. Si hay pantallas contratadas nunca deben estar apagadas.

9) Entretenimiento para los invitados

Entretener a los invitados y sorprenderlos son dos de los objetivos más importantes de los eventos.

Algunas opciones para lograrlo:

Shows musicales: Incluir como “factor sorpresa” recitales de cantantes o bandas conocidas que implican una gran puesta técnica (y también un presupuesto adicional).

Barras de tragos: han tomado gran protagonismo en el último tiempo. Siguen una línea desde el look de los bartenders hasta el look de los tragos y del espacio donde se arma la barra.

Cotillón: Ya no se usan las maracas, collares y antifaces de plástico sino que se personaliza el look de los invitados y aparecen nuevos elementos como: coronas de flores, gorras personalizadas, anteojos de sol, pelucas de colores, etc.

10) Vals:

El Vals es una tradición dentro de un casamiento. Sobre todos para los padres y abuelos, bailarlo con los novios es un sueño de toda una vida. Algunos novios buscan escapar del tipico vals, pero sin dejar de cumplir con la tradición, por lo cual eligen un tema musical que refiera a un momento importante de la pareja y lo suplantan. A veces, este tema da comienzo a una tanda de lentos clásicos que últimamente termina con la pista llena de parejas.