Rouge

Rouge

- Cuerpo & Alma -

La obesidad es una enfermedad neurológica

20 de junio de 2012

Así lo afirma Máximo Ravenna, reconocido especialista en nutrición.

“La enfermedad es una enfermedad neurológica”. Así lo aseguró el reconocido médico nutricionista Máximo Ravenna, quien aseguró que las comidas que se ingieren son, en efecto, los principales factores que actúan sobre el cerebro para provocar esta patología.

“La comida rica no genera saciedad, porque lo sabroso regenera el circuito de voracidad”, afirma e especialista. Y agrega: “La comida demasiado sabrosa genera una especie de ‘Triángulo de las Bermudas’ donde desaparecen los flacos… Hay alimentos atrapantes que hacen que el cuerpo y la mente pidan lo que no es necesario”.

Por esta razón, según Ravenna, en los últimos 30 años la población obesa creció de un 15 % a un 75% en algunas partes del mundo.

Es tan importante lo neurológico, que, contrariamente a lo que muchos creen, el Dr. Ravenna explica que los obesos tienen un estómago sano pero no así su psiquis, con lo cual considera que las operaciones para bajar de peso en las que se extrae parte del estómago son inútiles si la cabeza funciona igual que antes.

El Dr. Ravenna estudia y desarrolla el tema hace más de tres décadas, fundamentando su método en el trabajo sobre la psiquis del paciente. A través de este, trata de persuadir a sus pacientes para que “pongan la mente en blanco” y se concentren en los límites necesarios para aprender a comer y en cuándo parar de hacerlo.

Según el especialista, la relación “persona a persona” es fundamental para que los enfermos de obesidad se sientan contenidos y comprendidos, pero principalmente orientados por profesionales que los acompañan tanto desde lo neurológico como desde lo físico.

15 pensamientos en “La obesidad es una enfermedad neurológica”

  1. Estimados: Dr. Ravenna Uds. tiene mucha razón veo que va por el camino correcto ahora bien, el problema es que la patología neurológica a la que Ud. se refiere no tiene la misma severidad en todos los individuos, además de que no se está tratando desde su causa fisiológica y es por eso que hoy en día, algunas personas le ha resuldado de un modo y otros de otro y existen también otros que no les ha resultado aún. gracias

  2. NO ENTIENDO DE DONDE SACA RAVENNA QUE LA OBESIDAD ES NEUROLOGICA? QUE YO SEPA NO HAY VOCES DE LA CIENCIA, AL RESPECTO… NO ME QUEDA CLARO, LA ESPECIALIDAD DE ESTE : ES MEDICO?. XQUE DESPUES EN EL ARTICULO SE PASA DE LO NEUROLOGICO A LO PSIQUICO, EN QUE QUEDAMOS? SON DOS COSAS DISTINTAS. ME LO ACLARA DR. EN QUE???.

  3. Siempre tuve tendencia al sobrepeso, pasaba de dietas de hambre a comer en exceso. Vivía acomplejada por los kilos de más. Me costó años llegar a la conclusión que si me importaba la estética, es decir verme razonablemente bien , tenía que cambiar la forma de alimentarme.
    Frutas, vegetales, lácteos descremados, pocas carnes y grasas, algunas tostadas o galletas de arroz y algún gustito diario me permiten mantenerme lejos del sobrepeso. A mi edad, 72 años, ese tipo de dieta también trae algunos beneficios adicionales para la salud.
    Respecto a los dichos del Dr, Ravena, lo psicológico, según mi experiencia, tiene mucho que ver. El gordo está en la cabeza.

  4. “La comida rica no genera saciedad, porque lo sabroso regenera el circuito de voracidad”, ERGO, LA COMIDA FEA SI TE GENERA SACIEDAD, …. PERO LA COMIDA FEA … ES FEA….

  5. Llevo siete años de mantenimiento, siguiendo los concejos de máximo, y mientras mas pasa el tiempo mas convencido estoy de que…. evitar la trampa que tienden la palatividad de determinados alimentos, y si no estoy bien preparado para ponerle limites, los evito. Es lo que me encanta de haber aprendido de Máximo.

  6. De chica sufrí de obesidad mórbida,con un peso descomunal para una niña de 10 años (85 kilos). De grande y después de haber hecho muchos intentos, con medicina convencional, alterntiva y dietas diversas, fui a hacer unos talleres de alimentación en los que se nos enseñaba desde el funcionamiento del aparato digestivo, pasando por el tema de los nutrientes,alimentos y su combinación, por mencionar algunos de los temas principales. Como resultado, después de un año, cambié la conciencia con relación a la alimentación y bajé 13 kilos. Todo esto lo logré casi a los 50 años!! Para mí fue cuestión de cambiar la conciencia y darme cuenta del proceso que implica alimentarse.

  7. Tengo claro que:
    *la obesidad tiene origenes neurologicos, psicologicos y la mayoria de l@s gord@s no tenemos acceso a las medicinas paliativas

    *jamas consultaria un Ravena (que abundan) Sus dietas son cortoplacistas, nadie las puede mantener en el tiempo. Por si fuera poco carísimas; en plata y fundamentalmente en nutrición.
    Lo de Ravena es “rin caja, rebote y enfermedad” ! de qué medicina habla. C u r r e ro

  8. Es una opinión tan válida como cualquier otra. El punto es cuál es el aval científico que le permite al Dr.Ravena afirmar lo que dice.Hasta acá ninguno. La obesidad es un problema muy complejo donde probablemente haya factores neurológicos implicados pero no responsables de todos los casos. Ah! opino como médico.

  9. Este tipo deberia estar preso por violencia psicologica. Anda a lavar cabezas Ravena, sos una verguenza para la medicina!

  10. ES VERDAD QUE LA ENFERMEDAD ESTA EN LA SIQUIS.
    DE CHICA ME DECIAN POPOTITO,POR LO FLACA,NO COMIA PUES LOS ALMUERZ/CENA .EN MI CASA ERAN UN CAOS,UNA GUERRA COTIDIANA.
    PARA NO PARTICIPAR CERRABA MI BOCA.
    LUEGO POR PROBLEMAS FISICOS -CON TRATAMIENTOS HORMONALES,ENGORDE MAS DE 20 KG,
    QUE NO LOS PUEDO BAJAR, HOY CON 62 AÑOS COMO DE TODO,
    AHORA TAPO LA BOCA CON COMIDA. .TENGO MUCHOS AÑOS DE TERAPIA,PERO MI RELACION CON LA COMIDA SIGUE IGUAL,SIN CAMBIOS.GRACIAS INES.

  11. Muy interesante…..sin ser médico he librado una guerra a la obesidad desde muy chico. Primero sin apoyo de mis padres…..luego como sea posible. Me he interesado siempre por este tema…..me gusta mucho la medicina…..y creo hasta aquí, haberle ganado la guerra a tan cruento mal. Hoy con 64 años puedo excibir muchos aprendizajes y hábitos cambiados. Esto produjo muchísimos beneficios a mi y a mis hijos por las consecuencias hereditarias de esta enfermedad. Ya no hay gordos en mi familia de 6 hijos. Tampoco hay gordos en las familias de cada uno de ellos. Dicho esto, me pareció tan bueno leer esto, que me gustaría profundizarlo. Muchas gracias. Jorge

  12. Si, hay una parte de ser gordo que no sé si es neurológica pero sí psicológica: usas la comida por cualquier razón: buena, mala, un festejo, un duelo. Terminás personificando a la comida y creando una relación enfermiza y de total dependencia.

    Me pasé toda una vida peleando contra esto, y aunque hace años que estoy en buen peso y hago mucho deporte, la trampa está siempre ahí. Que bueno que un profesional haya puesto en palabras lo que nos pasa a los gordos, jaja

  13. Este profesional se opone a las cirugias baríatricas por las mismas son un elemento negativo para que él siga ganando dinero con dietas imposibles de mantener en el tiempo. A cuanto la vianda?

    1. en realidad Ravenna tiene que sacarse la careta: se opone a las cirugías porque se le cae “el negocio” que ha montado: una especie de circo CARISISMO donde el es el gurú que les hace repetir a los pobres pacientes incautos “no tengo hambre, no tengo hambre”- en una especie de mantra- cuando en verdad NADIE puede pasar el resto de su vida viviendo con las 450 calorías que este manipulador predica como saludables MIENTRAS FACTURA MILLONES. De manera que NO SEA CHANTA Y SE SAQUE LA CARETA: SI LA GENTE SE OPERA NO NECESITA MAS DE TIPOS INESCRUPULOSOS QUE LE VENDAN LA FALSA ILUSION DE UNA DELGADEZ ETERNA SABIENDO QUE EL PRECIO A PAGAR ES INSOSTENIBLE.

Los comentarios están cerrados.