Rouge

Rouge

- Cuerpo & Alma -

Viaje terapéutico a vidas pasadas

13 de diciembre de 2011

La primera parte de un informe sobre una terapia que vale la pena experimentar.

“Nuestra vida no termina en una sola existencia. Las consecuencias de nuestras acciones traspasan las barreras de una vida y nos esperan en nuestra próxima reencarnación”. Potente, la prédica de la psicóloga Liliana Hollman inicialmente intimida. Y suma intriga cuando propone experimentar la inmortalidad del alma.

¿Cómo concretar semejante desafío? A través de la terapia de regresión de vidas pasadas (TRVP) creada por su maestro Brian Weiss, autor del famoso libro Muchas vidas, muchos sabios. ¿En qué consiste una regresión? “La TRVP es una herramienta terapéutica que permite comprender problemas de la vida actual en función de acciones transcurridas en otras vidas”, sintetiza Hollman con sencillez, aunque admite la trascendencia de su causa.

La respiración es la puerta de entrada a un estado de relajación profunda. Mediante una visualización guiada el paciente comienza a transitar internamente un recorrido que lo conduce hasta un recuerdo de la infancia… o de otra vida… Sueña despierto (nunca pierde la consciencia de lo que sucede alrededor), con el cuerpo relajado y la mente lúcida. Como si estuviese habitado por otro, se convierte en protagonista de escenas oníricas; siempre en primera persona, como en los sueños, se ve o imagina a sí mismo actuando en una película.

“Por medio de esta relajación la persona alcanza un nivel de concentración que le permite evocar recuerdos de su infancia o más lejanos, como vivencias dentro del vientre materno. También puede revivir situaciones de tiempos diferentes a los de la vida actual”, escribe Hollman en su libro Viajando a las Vidas pasadas (Editorial Kier). “La experiencia de la regresión actúa como un puente que une la orilla del plano consciente con la esencia de nuestro ser”, sintetiza.

¿Cómo saber si esas imágenes corresponden al pasado o puras fantasías? “El paciente mismo se da cuenta si lo que evoca es una vida pasada o producto de su imaginación en función de la intensidad emocional de la vivencia y el efecto que esta produce posteriormente. La verdad es lo que cada uno experimenta. Si provoca una emoción profunda y los síntomas se alivian o desaparecen, esa es la señal de que lo que se recordó es verdaderamente una vivencia de vida pasada: pasó por el corazón y dejó su efecto curativo”, postula la terapeuta. Y su paciente Clara Capotzi refuerza con su testimonio: “Consulté en medio de una situación de divorcio; había hecho muchas terapias pero no juntaba la energía para concretar el cambio que necesitaba. Entonces empecé con regresiones y encontré en vidas pasadas el mismo patrón de conducta que mantenía con mi marido”, relata Clara Capotzzi. “Por ejemplo, en una de las regresiones me ví a mí misma convertida en un marinero que tenía con el capitán la misma relación de sometimiento que estaba tentando cambiar sin éxito en mi relación de pareja. Acepté que tenía que producir ese cambio para no volver a repetirlo, ni en esta ni en vidas futuras. Y pude divorciarme después de 32 años de casada”, se alegra, como si se hubiese liberado de una carga de siglos, literalmente.

Según esta mirada, el pasado –y no solo el personal y delimitado a la vida presente- puede dejar asignaturas pendientes. Y hasta que no se resuelven, retornan y se repiten, bajo el pasado signo del karma. “La terapia de vidas pasadas ayuda a resolver situaciones pendientes del pasado”, dice Hollman. Pero Clara Capotzzi rescata otro aspecto de la experiencia que para ella fue aún más movilizador: “Me reconecté con la espiritualidad. Creía que el alma trasciende nuestro cuerpo pero ahora estoy mucho más conectada con una energía superior que está ayudándonos desde otro lado”.

(*) Especial para Rouge

 

19 pensamientos en “Viaje terapéutico a vidas pasadas”

  1. En tanto no pueda ser demostrada fehacientemente la cuestión de la evolución (o quizás también involución) a través de sucesivas reencarnaciones, no va a salir del encasillamiento de “creencia” o sea una cuestión de fe, como cualquier otro precepto religioso. Recuerdo que hace unos cuantos años apareció una práctica de regresión a vidas pasadas mediante la hipnosis. Personalmente me cayó en un tiempo la cuestión como que contenía cierta lógica, pero con muchos interrogantes que no pude dilucidar nunca y que sería muy largo enumerar en este espacio.

  2. Creo que estoy despertando a toda esta nueva corriente espiritual y a terapias que ayudan a saber quien sos y cual es tu misión en la tierra.Super interesante,pero tengo algo de kuiki saber mis vidas pasadas,tengo que ir al sicólogo y preguntar los porque.Me encanta perfil que haga notas sobre este tema.
    Me gustaría saber cuando un niño es índigo y si un adolescente puede descubrir que es índigo.Gracias!

  3. es la misma tendencia que pregona y desarrolla fabio zerpa donde se practica y cómo unicamente en buenos aires, es una modad o sirve realmente pára ruaciones o sanaciones de que forma.

  4. por favor me gustaria saber donde ir a hacer esta practica de vidas pasadas , pido la direccion gracias

    1. Existe un libro de Brian Weiss, que trae un CD para poder lograr la regresión a vidas pasadas. Es muy interesante.

  5. mas que comentario, el tema es sumamente interesante y no abarca la fe o no , sino la experiencia de tanta gente que tiene recuerdos, y de otros que van y vienen,. y tambien las coincidencias… asi que no es cuestion de creer, no esta contra el dogma cristiano, ahi uno cree, tiene fe, en esto tiene la otra creencia la que le da la experiencia , la vida vivida… me gustaria saber donde y como se puede contactar uno con alguien serio, porque eso es la ot ra…. hay mucho chanta. gracias y si no me responden seguire buscando.

  6. Desde siempre, quise hacer una regresión a otras vidas. Soy conciente de un karma que aqueja hoy mi vida y que quiero desterrarlo para poder superarme. Vivo en Tucumán y me gustaría que me asesoren (para no caer en el chantajismo) a dónde puedo dirigirme para hacerlo. Gracias !

  7. Al ser una eterna “buscadora” de mi misma, y al efrentar algunos temas dificiles como tantos, me gustaría poder acceder a dicha terapia, para ver si encuentro una solución, por ello intento mantener mi mente abierta y agradezco el artículo.

  8. seria un buen camino para saber definitivamente q no muero…q soy espiritu viviendo un rato en la tierra…
    x otro lado, traer conflictos de otra vida, cuando apenas puedo con los q tengo en esta, no creo q sea una buena idea…
    un monje q c/su practica de meditacion tuvo acceso a otras vidas comentó q si queremos sanar errores de otras vidas, no es bueno saber x ej quien fue mi asesino, ya q probablemente en esta vida quiera hacer algo bueno x mi, y si lo supiera no lo dejaria; continuaria el resentimiento, odio.
    Personalmente quiero aprender a fluir, aceptar, o sea q saber mas de mi pasado no me ayuda.
    cada cual…

  9. No comparto este tipo de terapias y hasta me parecen peligrosas si el paciente no está acompañado de un terapeuta con mucha experiencia. De todas maneras fue muy interesante la nota y lo que dije es sólo una opinión, no quiere decir que no sirvan. Digo que a mi no me gustan.

  10. ENCANTADORA LA NOTA . CREO FIRMENMENTE EN LOS VIAJES TERAPEUTICOS A VIDAS PASADAS , ME DA LA SENSACION QUE SI NO PODEMOS SOLUCIONAR CON LO VIVIDO NUESTRO PRESENTE, DEBEMOS IR MAS ATRAS ., NO SOLO HABLO DE CONFLICTOS EMOCIONALES , TAMBIEN DE LOS FISICOS .

  11. La nota me produjo el encanto que senti al leer a R Bradbury.Pero me parece que las bases de esas terapias son como los castillos n la arena que haciamos en la infancia.A la primera ola…..

  12. Teniendo en cuenta la creencia de que el alma es eterna y no así nuestro cuerpo, no es demasiado difícil imaginar que la misma pueda reencarnar en diferentes vidas yl cuerpos con el fin de realizar el aprendizaje que necesita para trascender definitivamente a un plano en el que ya no necesite de la densidad de un cuerpo para su evolución.

  13. Sera que lo que no veo, no creo, pero este tema de vidas pasadas no me cierra. Me gusta leer sobre el tema y me parece que, con determinado regimen respiratorio, se tienen sensaciones diversas, pero vidas pasadas…

Los comentarios están cerrados.